Consejos para mantenimiento de un sofá de piel

Los sofás deavel piel son muy elegantes pero es necesario un mantenimiento periódico para garantizar su durabilidad y siga luciendo como el primer dia.

Con el uso diario se crea una capa de polvo y grasa que conviene ir eliminando.

Semanalmente tenemos que pasar el aspirador con el accesorio para tapicerías e intentar llegar bien a las esquinas que es donde se acumula más la suciedad. Para las pequeños roces y manchas lo mejor es con agua y jabón neutro aplicado con un paño humedecido.  Sin aplicar demasiada agua en la misma zona. No secar con fuentes de calor como pueda ser un secador. A mi me funcionaba muy bien las toallitas para bebes, si es apto para la piel delicada de un recién nacido lo es también para nuestro sofá.

Semestralmente despues de la limpieza periódica es aconsejable aplicar una crema hidratante dependiendo de las condiciones ambientales de humedad o cálidos. La piel nunca tiene que perder su elasticidad porque es si no se cuartea y se empieza a pelar. Cuando sucede esto ya no podemos volver a conseguir su estado anterior.

Nunca debemos aplicar productos que tengan detergentes abrasivos o no aconsejables.

Evitar la exposición al sol directo o fuentes de calor muy cercanas.

En el mercado existen productos específicos para la limpieza e hidratación de los muebles tapizados en piel. También hay productos para su restauración y teñido aunque aconsejamos acudir a un profesional ya que requieren de cierta experiencia y tener las herramientas adecuadas.

Y por ultimo cualquier acción que realicemos hacer una prueba primero en una zona no visible del sofá para evitar sorpresas desagradables.

Share

Leave a Reply